Newsletter Observatorio TV: “Condicionados, una realidad no tan rosa”

2 06 2012

Por: Juan Pablo Martínez Kolodziej (nota publicada en la newsletter del Observatorio de la TV)

Hace algunos días se estrenó la apuesta en unitario de Canal 13: Condicionados. Históricamente, la productora Pol – ka tiene acostumbrado al público a que en este género hace realizaciones que escapan al formato de producción de tira diaria. Son productos orientados a un target de clase media para arriba, culturalmente más formados. Ello se ve en la calidad de los libretos, que son mucho más trabajados; en la dirección, en las actuaciones… En la producción general.

En Condicionados, al menos en el primer episodio, hay varias cosas que no funcionan. Oscar Martinez interpreta al padre de una familia en decadencia que se dedica a hacer películas pornográficas. Está en crisis con su mujer,  Soledad Silveyra, que fue estrella en muchas de ellas. Sus dos hijos convivieron con esta situación durante toda su infancia como si fuera algo común, y hoy día son jóvenes adultos que ayudan a su padre a intentar sacar la empresa del pozo en el cual parece estancada. A ellos se suma una hija de 11 años no reconocida del protagonista, que va a vivir con ellos en ese contexto supuestamente normal.

La caricatura y falta de realidad sobrevuelan la historia de forma continua, e intenta cruzar límites en los cuales hay una frontera muy limitada entre querer captar la atención del espectador y el “golpe bajo”.  Los desnudos y violencia verbal son constantes e innecesarios. Y si bien el programa está puesto fuera del horario de protección al menor, hay escenas en las cuales hasta un adulto puede sentirse golpeado. Como la escena bastante explícita a modo flashback en la cual Soledad Silveyra está “actuando” para su marido, y sus hijos pequeños la espían sonriendo. Y cuando ella los ve les dice “¡Vayan a hacer la tarea!”.

Ejemplo de esto es Vulnerables, Para Vestir Santos, Tratame bien y El Puntero. Estos unitarios también se caracterizan porque sus elencos no están formados por actores que participan de tiras diarias, sino por otros de prestigio en el ámbito del teatro, que habitualmente no trabajan en la pantalla chica y sólo lo hacen cuando se trata de proyectos que realmente les interesan. Julio Chavez, Alfredo Alcón y Cecilia Roth son algunos de ellos.

Condicionados tiene muchos elementos basados en la película Boogie Nights del año 1997, hasta en su estética y gráfica. Se trata de una cinta de Paul Thomas Anderson, quien posteriormente dirigió Magnolia.  En ella se veía a también a una “familia”  que se dedicaba al negocio de la pornografía, y posteriormente su decadencia. La película estaba dividida en dos: una primera en la cual se mostraban los excesos y atractivos de vivir en ese mundo, y luego todas las consecuencias y decadencias que trae consigo dedicarse a una profesión llena de excesos.

Los personajes pertenecían a este mundo pero eran creíbles, con la excelente Julianne Moore haciendo el personaje que hoy quizás le corresponde a Silveyra. Pero el enfoque estaba claro, y es lo que el público, aunque muchas veces no lo manifieste, quiere ver: que las malas acciones tengan consecuencias. Y en Boogie Nights uno sigue la evolución de sus personajes en modo cronológico, y cuando pasan 15 o 20 años, se ven las consecuencias.

Hay quienes pueden dar una mirada más banal al tema y decir que quienes se dedican a esa profesión también hacen una forma de arte. Que se trata de la libertad de cada uno y que no debe ser violada. Y la pornografía no es el  negocio “rosa” que quizás Condicionados muestra que fue en una un momento. Es un una industria en la cual, si se ve desde lo ético, es un golpe directo a los bajos instintos del ser humano, en el cual las personas y en especial la mujer son llevados a un extremo de denigración en el cual parecen animales. Y detrás de esa industria, hay otra más oscura que tiene que ver con la explotación sexual ilegal de personas con necesidades, trata de blancas y tráfico de estupefacientes. Eso se incrementa aún más en un país como la Argentina, en el cual hacer este tipo de películas es legal, pero no existen regulaciones ni controles sobre el tema. Y si se leen las historias de quienes se dedicaron a esta profesión, gran parte de ellos terminaron en suicidio, internados en hospitales psiquiátricos, e incluso asesinados. Claramente no es un negocio “rosa”.

Por ello, todo lo que sobrevuela en Condicionados es irreal, y el principal problema no es el tema sino el enfoque. Las ficciones continuamente tratan temáticas negativas, desde el ángulo negativo que les corresponde. Condicionados se mete en una temática oscura, pero que aparece como normal y hasta positiva. El primer episodio finaliza con una fiesta de los 30 años de esta productora, en la cual se hace un homenaje a todo lo que se vivió en esas tres décadas. Y en el final se hace un cierre copiado de la escena inolvidable de Cinema Paradiso.

En la original se veía a su protagonista emocionado en una sala de cine, observando un clip de imágenes de besos censurados en las películas que proyectaban en su niñez. Todo ello con una música de Ennio Morricone. En Condicionados está Oscar Martinez frente a un proyector, también conmovido, con la misma música y planos casi iguales a los utilizados en la película de Giuseppe Tornatore; pero viendo imágenes pornográficas de los backstage de sus películas. Cinema Paradiso cierra con un homenaje al propio cine, el primer episodio de Condicionados parecería que lo hace con un homenaje al cine porno.  Y el público Ibope habló: este primer episodio midió 15 puntos en su estreno, un promedio bastante bajo para un estreno de Canal 13.


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: